Sin promesas.

Me despierto con tu aroma, y no es hasta que abro los ojos que me doy cuenta de que ya no estás aquí, de que hace tiempo que te fuiste y aún no sé nada de ti.
Ayer te vi y no pude evitar sonreír, sigues siendo la más hermosa de todas.
Y quiero decirte todo lo que no pude llegar a decir cuando tuve oportunidad.
Aunque todo el mundo estuviera mirando, no dejaría de bailar contigo en mitad de la carretera. No existe vergüenza cuando se trata de ti, y es la verdad. Siempre iré a donde quiera que estés tú, esa es la única vedad.

Sé que has seguido adelante con alguien más.
No sabes cuanto me duele verte abrazándole en el bar que solía ser nuestro,
justo en nuestros asientos…
Y lo siento si yo no he podido hacer eso. Si aún me agarro a un nosotras, si aún tengo la pequeña esperanza de que vuelvas para que pueda decirte todo lo que no llegué a decir.
Perdón por seguir recordando todos los pequeños momentos que me hacían sonreír.

No puedo evitar ponerme nerviosa cuando entras por la puerta.
Miles de mariposas llenan mi estómago. Y te lo diré una y mil veces, la única verdad de todas es que siempre volveré a ti. Tú eres mi principio y final.

Sé que está mal que no haya seguido adelante, pero hay algo en ti…
No sé, ya te he dicho que aunque todo el mundo estuviera mirando, no dejaría de bailar contigo jamás. Norte. Sur. No me importa, iré a donde tú vayas.
Solo tienes que volver, no prometas nada. Bésame y vayámonos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s